Lipedema Zaragoza

Escrito por: Doctora María Lourdes Yagües

Algo tan problemático como una enfermedad que deteriora nada más y nada menos que la calidad de vida debe ser hablado con más frecuencia. El lipedema es un depósito anormal del tejido adiposo, que puede generar muchas dolencias.

Uno de sus mayores problemas es su diagnóstico, el cual debe de dejar en claro que los síntomas distinguen un lipedema, un linfedema y un simple problema de obesidad. A esto se suma el estudio del desarrollo del lipedema, que debe ser parte del diagnóstico.

Lipedema: qué es

El lipedema es una condición crónica que fue, técnicamente, desconocida hasta el año 2018, donde la Organización Mundial la reconoció como tal, aun así, esta enfermedad estuvo en los libros de medicina desde los años 40.

Quizás por esto, aun hoy en día es una enfermedad bastante desconocida en la población española general. Se trata de una acumulación disforme de las células de grasa en piernas, glúteos y caderas. En general, se encuentra solo en el tren inferior del cuerpo.

El 98% de los afectados son mujeres, con solo 2 % en hombres.  Aunque se trate de un aumento de volumen en los niveles de grasa, no se trata de sobrepeso u obesidad, por lo que no influye en el riesgo de diabetes o problemas cardiovasculares.

Aun así, este exceso de tejido graso en el cuerpo produce mucho dolor, sensación de pesadez en las extremidades, y moratones de fácil formación. El avance desmedido puede llegar a incapacitar la propia movilidad.

En los diversos estudios se ha probado que aparte de las consecuencias físicas de esta patología, llega a afectar el estado emocional, debido al poco conocimiento de esta enfermedad hay muchas mujeres que son mal diagnosticadas, y no saben que la padecen.

Por esto, hay muchos casos en donde recurren a ejercicios de alta intensidad, saltar de dieta en dieta, pero solo pueden ver su cuerpo aumentar descontroladamente de tamaño.

Causas y síntomas del lipedema

Todavía se encuentra en campo de estudio las razones específicas del lipedema. Aun así, los estudios y resultados que existen actualmente señalan en grandes rasgos que el factor hormonal es un motivo clave para desencadenar el desarrollo de esta patología.

Es una enfermedad genética con una alta incidencia en mujeres, que puede ocurrir por cambios hormonales como el embarazo, la menopausia o el consumo de anticonceptivos, e incluso por trastornos como el hipertiroidismo, quistes en los ovarios, diabetes tipo II, etc. 

Por otro lado, se ha considerado el síndrome de permeabilidad intestinal como uno de sus posibles causas. Explicamos que, la permeabilidad intestinal se trata del factor en que las membranas de los intestinos tienen para dejar fluir la circulación sanguínea y bloquear sustancias tóxicas.

El síndrome sucede cuando esta permeabilidad es muy grande, provocando que las citoquinas vayan al torrente sanguíneo. Pasan a actuar sobre los adipocitos, causando que empiecen a inflamarse hasta llegar a un volumen de diez veces su tamaño.

Por esto, el cuerpo trata de equilibrar esta situación y conseguir distribuir mejor las grasas entre las células, creando más adipocitos. Sin embargo, ya que las citoquinas siguen llegando al torrente sanguíneo, los nuevos adipocitos también se ven afectados por la inflamación.  

Especificamos que actualmente todavía no hay una causa clara del porqué empieza el lipedema. Esto se debe a la poca atención que había recibido anteriormente, hay casos donde las personas no saben que lo padecen.

Sabemos que los factores genéticos y hormonales son claves para el desarrollo de esta enfermedad crónica en cada persona. Los síntomas más comunes del lipedema, son:

  • Aumento en el volumen de grasa en zonas localizadas. El lipedema en piernas, es más común que el lipedema en brazos o el lipedema en los tobillos.
  • Volumen disforme entre la zona afectada y el resto del cuerpo
  • Sensación de hinchazón, mayor sensibilidad, dolor en el área
  • Tejido subcutáneo duro
  • Incomodidad al moverse, molestias al hacer ejercicio
  • Mayor nivel de dolor en altas temperaturas, en menstruación (en el caso de mujeres)
  • Se hace difícil doblar las articulaciones del área afectada

Especialistas en diagnóstico de lipedema en Zaragoza

Aunque cada persona puede desarrollarla de forma diferente, todavía se trata de una enfermedad que va evolucionando de forma paulatina y que empieza a afectar negativamente el estado físico y emocional de una persona.

Sobre todo, en los casos donde el afectado no conoce su condición y no entiende los motivos de su peso. Muchas personas han estado mal diagnosticadas con sobrepeso, pero independientemente del método nunca logró adelgazar y pudo hasta subir más de peso en el proceso.

Por razones como esta y más es importante acudir a especialistas que puedan darte una revisión adecuada y evaluar tu situación con los conocimientos y experiencia que tú más necesitas. Para lograr los mejores resultados hay que encargarse de un tratamiento específico y oportuno.

En la clínica de lipedema en Zaragoza mantenemos los mejores profesionales y los mejores equipos para ayudarte a mejorar el estado de esta patología.  Junto a los conocimientos correctos de un profesional con experiencia, el lipedema puede diagnosticarse a partir de:

  • Un examen visual;
  • Recopilación y revisión detallada de la historia clínica;
  • Palpar la zona afectada;
  • Realizar una linfografía y garantizar que no sea una condición que esté afectando el sistema linfático. Se le denomina linfedema, y tienen factores similares, tienen diferentes causas. Un médico especialista puede captar la particularidad de cada patología. 

Hay que cuidar el estado de tu cuerpo y evitar el avance desmedido de esta enfermedad. Los dolores al tacto, al doblar las articulaciones, estando en movimiento y en reposo, el lipedema puede causar cambios tróficos en la piel que afectarán mucho tu calidad de vida.

Cómo saber si tengo lipedema

Es realmente un desafío diagnosticar el lipedema en primer grado, ya que las alteraciones pueden pasar desapercibidas o ser descartadas por una subida de peso.  Por esto, llevar a cabo un tratamiento oportuno, se retrasa en gran medida.

Usualmente, las personas empiezan a notar la condición y deciden ir al médico para un chequeo cuando el aumento de volumen irregular se vuelve demasiado. Casi siempre en el grado II avanzado o grado III.

Por esto, es indispensable tener conocimiento de esta patología y prestar atención a tu  propio cuerpo.  Los primeros síntomas de lipedema y más comunes son, picazón, dolor, sensación de tensión, y agotamiento. Grandes molestias en temporadas calurosas y antes del periodo menstrual.

Fases y grados de lipedema

Aunque esta condición se presente en un número considerable de mujeres, tanto el momento de desarrollo, como el proceso de evolución, son factores que pueden variar con relación al individuo.

Por lo menos, hay mujeres que el tejido adiposo de una zona aumenta hasta cierto grado. Sin embargo, el crecimiento se detiene hasta quedarse en ese estado por el resto de su vida.

En casos contrarios hay mujeres que al desarrollar el lipedema este comienza a crecer, rápida y exponencialmente. Se han registrado casos donde, al crecer hasta cierto tamaño, permanece unos años, para luego volver a aumentar rápidamente.

Dependiendo del estado en que se encuentre la zona afectada, puede clasificarse en uno de los grados de avance.  Los grados del lipedema, son los siguientes.

  • Lipedema grado I, se trata de una superficie lisa y regular. Al tacto todavía se perciben nódulos finos;
  • Lipedema grado II, la superficie de piel ha cambiado y ya se encuentra irregular, con más nódulos visibles y con una sensación más dura;
  • Lipedema grado III, el estado del tejido adiposo ha evolucionado hasta hacerse completamente visible en bolsas de forma lobular. Los nódulos de diverso tamaño llenan el área.

Aparte de la delimitación de grados, según las características en la piel y el tejido del paciente. Se ha establecido una clasificación de fases o tipos de lipedema, de acuerdo a la zona en que se desarrolla.

  • Lipedema fase 1, la grasa se ha extendido por el área de los glúteos y las caderas.
  • Lipedema fase 2, la condición se ha desplegado hasta las rodillas y produce un cúmulo de grasa en las mismas.
  • Lipedema fase 3, el rango de zona afectada llega desde las caderas hasta las rodilla.
  • Lipedema fase 4, la enfermedad llega a afectar los brazos, excluyendo las manos.
tratamiento lipedema zaragoza

Tratamiento de lipedema en Zaragoza

Aunque debido al desconocimiento, muchas personas pueden confundir esta patología con algún tipo de obesidad, después de la estética visual, la similitud desaparece entre ambas condiciones, porque el lipedema no responde en lo absoluto a los ejercicios y dietas. 

Sobre todo, hay pacientes que sienten dolor en las extremidades por el ejercicio, algo que si fuera obesidad no sucedería. Debido a la naturaleza de esta patología, actualmente no hay una cura, pero todavía puedes encontrar especialistas en lipedema en Zaragoza que merme los efectos.

El tipo de tratamiento que vaya a llevarse a cabo va relacionado con la fase y grado en que se encuentre esta patología. Por lo que, asegurar un correcto diagnóstico es indispensable para mitigar el avance, contrarrestar el dolor, y otros efectos negativos de la condición.

De esta forma, el especialista estudiará el estado físico, salud, además de los antecedentes y evolución (historial clínico). Actualmente, hay dos tipos de tratamiento para esta enfermedad crónica que pueden ayudarte.

En la clínica de Lipedema en Zaragoza siempre buscamos promover el conocimiento de esta condición. Llevar a cabo el diagnóstico y tratamiento en los inicios de aparición va a sustentar la calidad de vida, mitigando así los efectos negativos de padecer lipedema.

Tratamiento conservador

Este se enfoca en reducir los efectos de esta condición mediante una dieta equilibrada, terapia compresiva, ejercicios y terapias para mantener un peso saludable. Mediante tratamientos no quirúrgicos, no invasivos tiene como objetivo la mejora del estado del paciente.

A partir de una evaluación al paciente se realiza un plan multidisciplinario que tendrá como objetivo aliviar los síntomas del lipedema y mejorar la calidad de vida de la persona, teniendo en consideración tanto las incómodas sensaciones físicas como el cuidado de la apariencia natural.

Canalizar los esfuerzos hacia la dirección correcta ayudará lentamente con el manejo de esta patología. Se suelen realizar drenajes linfáticos manuales, vendajes compresivos multicapa, ejercicio físico y terapias para mitigar la fibrosis de los tejidos y aumentar el flujo subcutáneo. 

Estos son los procedimientos estándar de un tratamiento conservador.

  • Medias de compresión:

Estas ayudan a minimizar la progresión y los síntomas del lipedema. Los pacientes tienen que usarlas alrededor de catorce horas al día antes de sentir los resultados. Sobre todo, tienen que ser del tamaño y medida específica de cada persona, esto se puede conseguir en las ortopedias.

Uno de los factores favorables de este método es que, las medias de compresión es uno de los tratamientos que pueden ser cubiertos por la seguridad social, aunque hay algunas personas que explican que es difícil conseguir una receta médica de ellas.

  • Dieta alimenticia:

Explicamos anteriormente que, por el contrario, de la obesidad, el lipedema no responde a las dietas. Sigue siendo cierto y este factor se aplica normalmente solo a las dietas convencionales. Aunque no haya resultados con un régimen estricto, una dieta antiinflamatoria ayuda.

Al establecer un tratamiento conservador, acudir a un nutricionista para implementar una dieta personalizada a esta patología es indispensable, debido a que, aunque el crecimiento no esté directamente ligado al sobrepeso, sí se constituye como una agravante del lipedema.

  • Rutinas de ejercicio físico: 

Es usual que las personas que sufren lipedema sientan dolores en las extremidades al realizar ejercicios, o deportes de impacto o contacto. Aun así, las contracciones musculares van a ayudar con el flujo de drenaje circulatorio, reduciendo los niveles de inflamación.

Por estos beneficios que se pueden lograr, los tratamientos convencionales de lipedema establecen rutinas de bajo impacto, que equilibran ejercicios aeróbicos con rutina de fuerza. Se destaca que es importante el uso de medias de compresión en los ejercicios.

Al hacer uso de las medias se puede reducir las molestias y la sensación de dolor o pesadez en el área afectada, sobre todo al realizar actividades físicas. Gracias a que favorecen el flujo de retorno linfático – venoso.

  • Adoptar hábitos saludables para reducir el lipedema: 

Más allá de los diversos métodos de tratamiento, esta patología puede abordarse desde la adaptación de hábitos saludables en la vida diaria. Como cuidar la ingesta de bebidas alcohólicas y gaseosas.

Después de unos estudios se ha relacionado el aumento de peso con periodos irregulares o malas condiciones de sueño. Esta deficiencia promueve la creación de células pro inflamatorias, el aumento del estrés oxidativo y la resistencia a la insulina. 

Operación de lipedema en Zaragoza. Liposucción WAL

Los distintos tratamientos disponibles buscan adecuarse tanto a las necesidades del paciente como el estado de amplitud en que se encuentra el avance del lipedema. Los tratamientos convencionales usualmente son de acción periódica a través de mucha dedicación.

Los mismos solo ayudan a reducir el avance progresivo y aliviar los síntomas de esta condición. Aun así, hay casos donde estos tratamientos no son suficientes o no dan los resultados buscados. A partir de aquí, la otra opción es el tratamiento quirúrgico de lipedema en Zaragoza.

El medio quirúrgico se trata de llevar a cabo la técnica WAL (Water-Jet Assisted Liposuction), o también conocida como liposucción de descompresión asistida por agua.  Esta técnica elimina grandes rasgos de tejido adiposo, disminuyendo así, la tensión en el área.

Como mencionamos anteriormente, el lipedema no tiene cura, pero este tratamiento es el mejor camino para reducir bastante los síntomas y el aumento progresivo del volumen de la zona. Sobre todo, en los pacientes que han llegado al grado II avanzado o el grado III.

Este método aplicado por un especialista en lipedema es bastante efectivo, pero debes cuidar tu bienestar y conseguir un médico de confianza con experiencia en el área. Realiza una valoración junto a nosotros en clínica especializada con la Dra. Yagues.

Resultados tras la cirugía de lipedema en Zaragoza

La técnica WAL o liposucción asistida por agua es de las menos invasivas de las liposucciones.  Puedes ver su eficacia desde el inicio, pero se vuelve cada vez más notorio después de un mes de recuperación. Ayuda de sobremanera con los dolores y la forma estética del cuerpo.

Siendo avalada por instituciones médicas como la Sociedad Española de Cirugía Plástica y Estética. Es el método más recomendado para abordar esta patología y conseguir los mejores resultados posibles. 

La misma permite el retiro de grasa sin afectar negativamente el sistema linfático o el sistema venoso. Por otro lado, debido al tipo de nombre puede relacionarse directamente con la liposucción estética convencional, pero son diferentes.

Los resultados que se buscan en este tratamiento quirúrgico de lipedema no se trata del moldeo de la figura estética, sino de retirar la mayor cantidad posible, sin comprometer el equilibrio hidroelectrolítico, de grasas disformes de la zona localizada. 

Después de la cirugía se puede apreciar la disminución del volumen, aun así, en los casos de lipedema todavía habrá unos niveles de inflamación. Con cuidados y la atención adecuada de un especialista en lipedema obtendrás los mejores resultados.

Espero haberte ayudado a entender mejor el tratamiento. 😉

Acerca del Autor
Dra. Maria Lourdes Yagües

Número de Colegiado: 08/43341

Mi dedicación a la medicina es vocacional. Descubrí mi vocación a los 14 años. Elegí esta especialidad porque combina la faceta científica y la artística. Y mi trabajo me permite ayudar a las personas. En consulta trataremos temas que van más allá del deseo de un cambio estético y crear un ambiente de tranquilidad, confianza, seguridad y profesionalidad. Me enorgullezco de pertenecer a las sociedades más prestigiosas a nivel mundial tales como ASAPSSECPREAECEP, SETGRA Y WOPRASS.

¿Qué hace a la Doctora Yagües única?

SOCIEDADES CIENTÍFICAS

Pertenece a las sociedades científicas más prestigiosas a nivel mundial.

MÁS DE 35 AÑOS EXPERIENCIA

Operamos con la Máxima Excelencia, Innovación y Seguridad en Quirón.

LO DICEN LOS PACIENTES

Cientos de pacientes contentos y felices en toda España.

Valoración en Google
4.8
Basado en 82 opiniones

«Haz clic en el recuadro para ver las opiniones»